Los gobiernos de todo el mundo y las grandes y medianas empresas de cualquier punto del planeta están obligados a declarar las emisiones de gases contaminantes provocadas por su actividad. En este inventario de emisiones se incluyen también los gases de efecto invernadero, causantes del cambio climático.

Los datos que se relacionan en este inventario sirven, por ejemplo, para conocer la responsabilidad de cada país en los problemas globales de contaminación y cambio climático, y para fijar los objetivos de los acuerdos internacionales destinados a reducir estos impactos.

El proyecto de producción de energía aprovechando el oleaje desarrollado en Swansea Bay (Reino Unido) a llamado la atención del público y atraído más de 100 milllones en inversiones por las potencialidades que tiene esta nueva fuente de enegía limpia.

Google Earth Engine 'democratiza' el uso de imágenes por satélite. Permite multiplicar los estudios de la Tierra con menos coste: una gran herramienta para países en desarrollo.

“A día de hoy, se puede hacer un estudio de los bosques por satélite igual de completo en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) que en Burkina Faso”. La frase del técnico forestal de FAO Danilo Mollicone da una idea del alcance de la democratización en el uso de la teledetección por satélite. “Ahora mismo, cualquiera con un ordenador y una mínima formación puede explotar su potencial”, señala David Thau uno de los responsables de Google Earth Engine, la tecnología que ha permitido esta apertura. Y los posibles usos se antojan casi infinitos: control y prevención de la deforestación, de las plagas y enfermedades, de la pesca ilegal…

Volver

JSN Boot template designed by JoomlaShine.com